Turismo y Medio Ambiente


Durante los últimos tiempos ha sido patente la creciente preocupación, cuando no descontento, amplificado, en ocasiones, con radicales manifestaciones de odio, hacia el turismo; en concreto, hacia las masas de turistas que, cual desbocada marabunta, acometen las bellas ciudades y demás zonas de especial interés. Y quizá sea una consecuencia lógica. La facilidad en las comunicaciones, los avanzados medios de transporte, la mayor valoración del tiempo de ocio, la mejoría económica (más o menos) o el afán por ser protagonistas de los eventos, por estar presentes en el escenario (pues ya no se aprecia la conformidad con la indolencia fotográfica o televisiva) estarían entre los factores que explicarían la evidencia del fenómeno turístico.

Leer Más